domingo, 17 de mayo de 2020

Pan Brioche





Estoy de vuelta y con un delicioso pan brioche, como aún me niego a ir por el pan a diario lo he hecho para hacerme las tostadas del desayuno. Deciros que su miga es suave y para nada compacta, de hecho durante este confinamiento he descubierto mi lado panadero y me encanta, para esta ocasión decidí usar un molde de plun cake , hacer un trenzado y decorar con unas láminas de almendra.
La receta es muy sencilla, ya sabéis que no soy mucho de complicarme. Esta receta la podéis elaborar la noche antes dejarla con el primer levado toda la noche, al día siguiente desgasificar, dejar levar otra vez y hornear. La diferencia con el levado largo es que debéis reducir a la mitad la cantidad de levadura, pero conseguiréis un sabor espectacular!!!!
Bueno al lío!!!


Ingredientes


335 gr de harina de fuerza
3 gr de de levadura seca de panadería 
60 gr de leche tibia
3 huevos M + 1 huevo para pintar
5 gr de sal
25 gr de azúcar
120 gr de mantequilla cortada en cubos a temperatura ambiente
almendra en láminas para decorar

Elaboración


En en bol de la amadora colocamos los ingredientes secos: la harina, la sal, el azúcar y la levadura. Tened cuidado de que la levadura y la sal no se toquen.
En un cuenco batimos ligeramente los huevos para facilitar la integración y reservamos.
Ponemos en marcha el robot amasador a velocidad baja y añadimos la leche y los huevos y dejamos que se vayan integrando. Llegará un punto en que la masa estará como seca y es en ese punto cuando empezamos a añadir la mantequilla cortada en cubos, veremos que la mantequilla se va incorporando a la masa y la va volviendo cada vez más suave y elástica.
Una vez la mantequilla se haya incorporado por completo dejamos amasando unos 15 - 20 minutos, veremos que la masa se va volviendo cada vez más suave y elástica y se va despegando de las paredes del bol y se va enganchando a los ganchos de la amasadora, aparte si la tocamos ligeramente se pega.
Engrasamos un bol amplio y pasamos la masa a el, la tapamos y dejamos levar hasta que doble su volumen.
Pasado este tiempo, sacamos la masa del bol y sobre la encimera ligeramente enharinada damos un ligero amasado para desgasificar. En mi caso pesé la masa dividí en 3 partes iguales y trencé, pasamos la masa a un molde que previamente habremos engrasado y lo más importante, colocamos una tira de papel de horno en la base, para que luego nos sea más fácil desmoldar. Tapamos la masa y dejamos levar de nuevo hasta de doble su volumen.


Cuando haya levado, encendemos el horno a 180ºC, calor arriba y abajo. Pintamos con huevo batido y decoramos con láminas de almendra nuestro brioche, lo llevamos al horno 25-30 minutos.
Sacamos del horno y dejamos atemperar unos minutos y desmoldamos, es importante desmoldarlo pronto, ya que si lo dejamos mucho tiempo dentro del molde, el pan se nos humedecerá.



Mirad que miga más bonita!!!
Si tenéis cualquier duda, preguntad sin miedo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario